Declarar amor es mucho más que decir: me gustas. Es dar un puñal y poner el corazón, es regalar una guillotina y poner el cuello, es entregar la navaja y poner las muñecas. Es salvar la vida arriesgándola. Declarar amor es de suicidas.

Le conté a un pajarito, Denise Márquez (via denisesoyletras)